ULYSSES: LA GRAN REVOLUCIÓN NARRATIVA DEL SIGLO XX

 

    Ulysses es la principal novela del escritor irlandés James Joyce, publicada primero como folletín en la revista norteamericana The Little Review entre 1918 y 1920 y como libro en París en 1922. En resumen, la obra se limita a narrar el ir y venir de Leopold Bloom y Stephen Dedalus por la ciudad de Dublín durante un día en principio como cualquier otro, el 16 de junio de 1904. La acción comienza a las 8 de la mañana y termina hacia las 3 de la madrugada. A través de la banalidad de la vida cotidiana de estos dos hombres, Joyce explora multitud de temas que van desde la muerte a la religión pasando por el sexo, el arte o la situación política de Irlanda. Desde el mismo momento de su publicación la novela llamó la atención de la crítica y del resto de los escritores por la ruptura de todas las normas literarias vigentes en la época y, sobre todo, por la utilización del “flujo de consciencia” –stream of consciousness-, técnica literaria que consiste en expresar los pensamientos del personaje prescindiendo de una secuencia lógica, imitando así lo que ocurre en el pensamiento real. La culminación de esta técnica narrativa se consigue en el cierre de la novela, el famoso monólogo de Molly Bloom, en el que el relato, sin signos de puntuación, emula el fluir, libre y desinhibido, del pensamiento a lo largo de 69 páginas, cortado solo en ocho párrafos.

    Aunque a primera vista el libro puede parecer caótico y desestructurado, existe todo un sistema de paralelismos lingüísticos, retóricos y simbólicos, ya desde el propio título, entre la novela de Joyce y la Odisea de Homero. Ulysses es una obra extensa, dividida en 18 capítulos o episodios, organizados en tres grandes partes, también tomadas de Homero: Telemaquia, Odisea y Nostos. La primera parte contiene los tres primeros episodios. En ellos, la acción se centra en Stephen Dedalus, personaje que representa la esfera espiritual e intelectual del ser humano. Esta parte está consagrada a la salida de Stephen de su casa, similar al momento en el que Telémaco sale de Ítaca al principio de la Odisea. Dedalus representa a su vez al propio Joyce de la época reflejada en su autobiografía novelada Retrato del artista adolescente, de 1916.

    Los doce episodios que vienen a continuación constituyen la parte más importante de la obra. Aparece en ellos el personaje de Leopold Bloom, que representa la esfera de lo material y de lo sensorial. Desde horas muy tempranas, Bloom asiste a un entierro, almuerza, vagabundea por calles de Dublín a sabiendas de que su esposa Molly está recibiendo en ese momento a su amante, come, escucha la arenga de un orador nacionalista, contempla a una bañista en la playa, visita a una amiga en el hospital… Incluso hay un momento en el que ambos personajes, Dedalus y Bloom, llegan a encontrarse. La última parte, compuesta por los tres últimos episodios, presenta el regreso a casa del protagonista, como Ulises regresando a Ítaca. Esta parte termina con el monólogo de Molly Bloom, la Penélope infiel.

    Toda esta estructura forja una profunda unidad reforzada por el hecho de que a lo largo de la novela, los viajes de Ulises son imitados y parodiados una y otra vez por los desplazamientos de Leopold Bloom por la ciudad. Por último, cada episodio, además de hacer referencia de forma más o menos explícita a alguna de las aventuras de Ulises, aparece vinculado también a un órgano del cuerpo humano, a un color, a una de las artes y a un símbolo. Joyce dio algunas claves de lectura de su obra en lo que se conoce como Schema Linati, elaborado por el propio autor para un amigo italiano. Afirmaba que, con el objetivo de alcanzar la "inmortalidad", había introducido tantos enigmas y rompecabezas en el texto, que iba a mantener ocupados a los críticos durante siglos. Por ejemplo, Joyce sitúa su narración el jueves porque el jueves es el día de Júpiter, cuyo símbolo es el trueno, que se va a hacer oír, en efecto, en las primeras horas de la noche, y el 16 de junio de 1904 porque en esa fecha salió y tuvo relaciones por primera vez con su futura compañera Nora Barnacle.

    La construcción y las diferentes técnicas de escritura utilizadas en la novela, que cambian en cada episodio, obtuvieron una gran repercusión literaria desde su aparición. Joyce reinventa la novela en varias ocasiones mediante los cambios de estilo, la ruptura de las barreras del lenguaje y el desplazamiento de la perspectiva de la novela: de la narración de los acontecimientos a la narración en sí misma y de esta a los pensamientos interiores de los personajes, que pueden seguirse tal y como aparecen y se transforman. En otro sentido, el Ulysses suscitó también de inmediato una fuerte controversia de tipo moral, sobre todo tras la queja interpuesta por la Sociedad Neoyorkina para la Supresión del Vicio, que consideraba que el libro era obsceno. Estas reticencias provocaron que llegase a ser prohibido en los Estados Unidos durante toda la década de los años 20. Sin embargo, pese a este primer rechazo, la obra de Joyce hoy en día es considerada de forma unánime una de las novelas más importantes de la literatura moderna debido a las inmensas posibilidades literarias que abrió en el momento de su publicación, valoradas y exploradas por todos los grandes escritores del siglo XX.

EDICIONES DIGITALES

    Edición original: http://www.doc.ic.ac.uk/~rac101/concord/texts/ulysses/

    Traducción alemana:

    Traducción francesa:

    Traducción castellana: