VIAJES DE MARCO POLO: PERCIBIR ORIENTE DESDE EUROPA

     Le divisament dou monde es el título original de la obra que hoy conocemos más comúnmente como Los viajes de Marco Polo, y que también se cita como El libro de las Maravillas o Il Milione. Este último título, el más habitual en la Edad Media, proviene del apodo con el que se conocía en Venecia a la familia del autor, Marco Polo.  Se trata de una obra perteneciente al subgénero de los relatos de viajes. Su origen es curioso puesto que fue otro autor italiano, Rustichello da Pisa, quien escribió el libro en francés hacia 1298, mientras compartía prisión en Génova con Marco, a partir del relato oral que éste le transmitió. La elección del francés como lengua de la redacción estuvo determinada por el interés del escritor por difundir el texto fuera de la península itálica. De hecho, el libro alcanzó un gran éxito y se tradujo a varias lenguas europeas ya en vida de su autor. Desgraciadamente, aunque se conservan unos ciento cincuenta manuscritos y un gran número de ediciones impresas, los manuscritos originales franceses se han perdido.

     De acuerdo con el libro, en un primer viaje, Marco, que salió de Venecia con quince años, acompañaba a su padre, Nicolo, y a su tío, Mateo, mercaderes que ya habían viajado antes a la corte del Gran Khan. Marco se alojó durante largo tiempo en la corte del emperador mongol y llegó a ser un hombre de su confianza por lo que aprovechó para viajar por toda Asia y, especialmente, por China.

     En principio el libro es una guía de viaje para comerciantes, en donde se nos señalan distancias, precauciones para el camino y consejos sobre productos y mercaderías.

     Sin embargo, el libro de Marco Polo debe verse también como la crónica de un diplomático, es decir, como una descripción de las singularidades de los múltiples territorios y pueblos bajo dominio mongol. Nos hallamos, pues, ante una especie de reportaje de carácter etnográfico en el que se observan claramente los prejuicios y la mentalidad del occidente medieval. Durante su viaje, los Polo llevan el encargo de contactar al señor de los tártaros con el Papa con miras a establecer una posible alianza en contra de los musulmanes. Y es aquí en donde Marco Polo asumirá un papel fundamental, ya que al ganarse la confianza del emperador mongol, y al ser nombrado embajador por éste, no dejará escapar oportunidad para señalar las convergencias entre ambas civilizaciones. Esto lo podemos corroborar leyendo su comparación entre Buda y Jesucristo, así como el elogio que hace de los brahmanes hindús, debido a su vida “saludable” y de abstinencia, lo que a su parecer les acercaba a la santidad.

     Finalmente, podemos calificar el texto como un libro de maravillas, milagros y hechos mágicos. En tanto que narración de lo maravilloso, el libro de Marco Polo es un espacio en donde se observan la vida y costumbres de seres que no están sometidos a los rigores de una ética cristiana.

 

EDICIONES DIGITALES

     ITALIANO: http://digilander.libero.it/bepi/biblio3a/indice3.html

     FRANCÉS: http://fr.wikisource.org/wiki/Le_Devisement_du_monde_%28fran%C3%A7ais_moderne%29

     INGLÉS: http://en.wikisource.org/wiki/The_Travels_of_Marco_Polo

     CASTELLANO: http://www.cervantesvirtual.com/obra-visor/viajes--1/html/